*Datos proporcionados por el BCU*

Cotización 20 de abril de 2024 8:22 am | USD promedio 38.51 | EURO promedio 41.01 | ARG promedio 0.04 | Real promedio 7.81

Minerva y Marfrig impulsarán exportación a China desde Uruguay y Argentina

Luego de la aparición de un nuevo caso de vaca loca, Brasil volvió a suspender las ventas de carne bovina al país asiático.

 

Después de la suspensión provisoria de las exportaciones de carne brasileña al mercado chino, las multinacionales frigoríficas Minerva y Marfrig van a concentrarse en impulsar los negocios desde sus plantas en Uruguay y Argentina para seguir abasteciendo al gigante asiático.

El Ministerio de Agricultura, Pecuária y Abastecimiento (MAPA), de Brasil, suspendió temporalmente las exportaciones de carne de Brasil a China.

La decisión del MAPA se tomó en base a un protocolo bilateral de inspección después de la confirmación de un caso de vaca loca en el estado de Pará, identificado en un animal macho de 9 años.

China es actualmente el principal comprador de carne bovina de Brasil. El año pasado las exportaciones de carne brasileña totalizaron US$ 11,8 mil millones y el país asiático compró US$ 7,95 mil millones, cerca del 60%. 

En un comunicado, Marfrig informó que en el período de autosuspensión, atenderá el mercado chino a través de sus seis plantas en Uruguay y Argentina habilitadas para exportar al país asiático.

“Nuestra plataforma geográficamente diversificada y la flexibilidad de nuestros multicanales de venta nos permitirán atender la demanda de nuestros clientes”, expresó la empresa en el comunicado.

El documento destaca, además, que “las recientes habilitaciones recibidas contribuirán con la diversificación de los destinos de exportación de Marfrig en Brasil”. 

El año pasado, la facturación de las operaciones de Marfrig en América del Sur, englobando países como Brasil, Argentina, Uruguay y Chile, subió 7,8% en el tercer trimestre, llegando a US$ 1,5 mil millones. 

Precio en suba

La empresa explicó que la suba de la facturación se explica por el aumento de 10% n el precio promedio total de ventas, impulsado por las exportaciones, cuyo precio promedio avanzó 17,4% en dólares frente al mismo período del año pasado. 

Marfrig afirmó que aún cree que esta situación de vaca loca está dentro de los parámetros regulares, involucrando cuestiones sanitarias y que espera que las exportaciones se retomen en breve. 

Minerva también informó que va a continuar exportando carnes a China a través de sus cuatro unidades de faena en América Latina, tres en Uruguay y una en Argentina.

Explicó en un comunicado que la enfermedad puede ocurrir de forma espontánea y esporádica en todas las poblaciones bovinas por el mundo. 

“En función de eso, Minerva cree que, como ocurrió en casos anteriores, la suspensión de las exportaciones brasileñas serán temporarias y deberán retomarse en un corto período de tiempo”, comunicó. 

En el cuarto trimestre del año pasado, las exportaciones explicaron el 69% de la facturación total de la compañía en Brasil.

China fue el principal destino de las exportaciones de Minerva en Brasil, seguido por Estados Unidos y Chile. En el cuatro trimestre de 2022, los chinos compraron 68% de las exportaciones de la compañía. 

Estos resultados le permitieron a Minerva consolidarse como líder de las exportaciones de carne bovina desde Sudamérica en 2022, con aproximadamente 20% del mercado.

Sector cárnico exportará US$ 3.300 millones en 2022

El monto será 10% superior al obtenido en 2021; China generará divisas cercanas a US$ 1.800 millones.

 

El presidente del Instituto Nacional de Carnes (INAC), Conrado Ferber, detalló que las exportaciones del sector alcanzarán los US$ 3.300 millones, un crecimiento de un 10% con respecto a 2021. China generará divisas cercanas a US$ 1.800 millones y una mejora de 200 millones de dólares. Remarcó que la solicitud de ingreso al Acuerdo de Asociación Transpacífico es una buena noticia para contar con menor tasa arancelaria.

A la conferencia de prensa brindada por el titular del INAC este jueves 1.° asistieron también los gerentes de Información, Jorge Acosta, y Mercado Interno, Fernanda Cuervo, y los jefes de Acceso e Inteligencia de Mercado, Álvaro Pereira, e Innovación, Gianni Motta.

Ferber expresó que la cadena cárnica coloca casi 90% de su exportación en tres mercados: China, en un rol dominante, Estados Unidos y la Unión Europea, como segundo y tercer destino, respectivamente.

Destacó que al finalizar este año el sector habrá completado ingresos totales de cerca de US$ 3.300 millones, como consecuencia del aumento promedio de precios en el exterior, lo que significa un crecimiento de 10%, y por encima de las 500.000 toneladas entre todos los tipos de carne que se vende en el extranjero. Explicó que se trata de un récord en cuanto a valores, no a volumen, y que la única forma de lograr trabajo e ingresos para los uruguayos es exportar.

El jerarca puntualizó que China generará divisas en el entorno de los US$ 1.800 millones al cierre de 2022, lo que representa un 56% del total de ingresos y un crecimiento de unos 200 millones con el principal socio comercial del sector.

Consideró que los mercados de Vietnam e Indonesia son los más relevantes y atractivos. En ambos países, los restaurantes representan la primera categoría de consumo de carne fuera del hogar, por encima de los comercios de comida rápida y otros tipos de locales, por lo que adquieren importancia las oportunidades de agregado de valor.

Indicó que también hay mercados cuyas condiciones de acceso son ideales pero el comercio es todavía incipiente. En esa situación se encuentra la región de Medio Oriente, asimismo INAC ha tomado un rol activo en ferias de Emiratos Árabes y Arabia Saudita. Estos dos países son importadores netos de proteínas, mercados masivos para carne aviar y representan más del 10% del mercado global. En cuanto a los sectores bovino y ovino, son clientes a los que es posible vender con agregado de valor.

“La solicitud de ingreso al Acuerdo Amplio y Progresista de Asociación Transpacífico es una buena noticia. Es primordial y es jugar en primera división en cuanto a mercados de la carne, para tener acceso con mejores tasas arancelarias” aseguró el jerarca.

Faena

Ferber estimó una faena de bovinos para 2022 con una disminución de 7,9% respecto a 2021, lo que la ubicará por encima de los 2.400.000 animales. De igual forma, ese promedio supera el de los últimos 20 años (2.200.000). En cuanto a la de ovinos, este año será muy próxima a 1.300.000 cabezas, cifra algo inferior a 2021 (-3%), pero aún con altos niveles.

La faena de aves muestra un crecimiento de 2,6% a octubre, lo que fortalece el nivel de actividad del rubro en los primeros 10 meses del año y permite estimar un total de más de 33.000.000 de aves. En el caso de los porcinos, la faena a octubre se ubica por debajo de la registrada en 2021 en la misma época (-5,4%), unos 123.000 animales.

Consumo interno y precio de la carne

Entre enero y octubre de 2022, se registraron volúmenes similares a los del año anterior de proteínas totales volcadas al mercado interno (1,3%).

El consumo de carne bovina disminuyó 4,8% respecto a 2021 y se ubicó por debajo de los de 2020 (-2,6%) y 2019 (-11%). La aviar, segunda proteína más consumida en nuestro país, mostró un crecimiento de 5,3% sobre los valores de 2021. En cuanto a la carne porcina, el consumo se recuperó de la caída observada en el año previo, con un aumento del 11% respecto a 2021 y 8% a 2020.

En 2022, el 31% de las proteínas fueron de origen importado y Brasil fue el principal socio comercial. “El consumo interno de cerdo y pollo alcanza el 52%, lo que significa que por primera vez superó a las carnes vacunas”, resaltó el presidente del INAC.

Detalló que, en términos de precios al público, al mes de octubre se observan diferencias entre las distintas carnes. La bovina muestra un crecimiento acumulado anual de 4,4% (la mitad de IPC), con tendencia a la baja, y acumula en los meses de setiembre y octubre una caída de 4,6%. En tanto, la carne porcina es la única con crecimiento real (11,2%) y la aviar, levemente por debajo de la inflación (7,6%).

Sistema de Registro y Gestión del Abasto

Ferber recordó que el 15 de noviembre comenzó a funcionar el Sistema de Registro y Gestión del Abasto de forma obligatoria, mediante la digitalización de transacciones comerciales en el mercado interno para todo movimiento y cambio de propiedad de comercios.

En el sector de las carnes, hay unas 4.000 empresas con una dinámica compleja, que incluye 2.500 carnicerías, 700 distribuidores, 70 plantas de faena, 140 exportadores, 10 plantas de desosado, 50 importadores, 80 plantas de elaboración y 15 depósitos, entre otros. Para enero de 2023, habrán sido auditadas cerca de 1.700 carnicerías de todo el territorio nacional.

En materia de capacitación, se certificó en inocuidad alimentaria y generación de valor agregado de productos que se comercializa a más de 350 carniceros del interior del país. En 2024 se cumplirá la meta de cobertura total de departamentos, junto con el Ministerio de Ganadería, los gobiernos departamentales y la Facultad de Veterinaria.

Demanda de carne seguirá firme y el Mercosur es el único que puede producir más

La caída de la producción de Estados Unidos puede generar mejores posibilidades en el mercado, según Rabobank. 

 

Según Rabobank, en setiembre de 2022, el mundo vio más vacas, ganado, terneros, carne bovina (congelada o refrigerada) enviadas por este hermoso, hambriento y posiblemente deteriorado planeta por volumen y valor jamás en la historia. 

El conductor de este fenómeno fue la demanda china, que ha encontrado otra marcha, posiblemente la 9ª.

En los EEUU, el segundo mayor importador de carne vacuna del mundo después de China, es probable que se busque aún más carne de los mercados mundiales durante los próximos tres años, a medida que su propia producción nacional disminuya, dice Rabobank en un informe recién publicado.

Y, si bien Australia se encuentra entre los principales exportadores mundiales de carne, algo que podría ayudar a llenar el vacío, sus propias limitaciones de suministro están cobrando impulso y significa que será todo un desafío encontrar más ganado para compensar los volúmenes de exportación adicionales.

El hecho difícil es que para los amantes de la carne bovina premium, las vacas y su producción, parece que se limitará a un montón de países productores de carne bovina del mundo.

Los mercados internacionales tendrán dificultades para cubrir la brecha vacante dejada por la contracción de los volúmenes de ganado en los EEUU, ante la creciente demanda de los países que comen este producto.

Y uno no necesita ser productor para saber que una menor oferta de ganado generalmente conduce a un aumento de los precios mundiales de la carne vacuna y, además, a una sacudida en el orden jerárquico. O simplemente, la redistribución de los volúmenes comerciales.

Aunque es posible que el impacto de la desaceleración de las condiciones económicas y la disminución de la confianza del consumidor en todo el mundo también pueda debilitar la demanda mundial, señala Rabobank, razón por la cual China tiene una “reserva” de carne de cerdo.

Curiosamente (y como guarnición)…

Los precios de la carne de cerdo en China aumentaron un 22% en octubre, año contra año.

Siguió al aumento mensual más alto registrado del 25,6% en julio, ya que el IPC también alcanzó un máximo de dos años del 2,7%. El aumento de agosto se produjo a pesar de una desaceleración inesperada de la inflación del IPC al 2,5%.

China es el mayor consumidor mundial de carne de cerdo, y el gobierno del país mantiene un suministro de “reserva” congelado como parte de una política de estabilización vital.

Antes del festival de mediados de otoño de septiembre y el feriado del Día Nacional el 1 de octubre, por primera vez este año, las autoridades locales liberaron algunas de sus reservas de carne de cerdo.

Pero mientras tanto…

En su  Q4 Global Beef Quarterly, el banco especializado en agronegocios dice que si bien la reducción en el tamaño del rodeo de ganado de los EEUU no es “nada nuevo” (con números que disminuyen en lugar de aumentar en los últimos años), hasta la fecha, no ha afectado la cantidad de ganado en la producción nacional que llega a los consumidores estadounidenses.

Pero se espera que eso cambie pronto. El banco pronostica que se alcanzará el punto de inflexión en 2023, cuando la producción de carne vacuna de EEUU debería caer un 3%, con posibles caídas anuales de 2% a 5% hasta 2026.

“En promedio, esa es la pérdida potencial de 400.000 a 500.000 toneladas métricas de carne vacuna del sistema de producción de EEUU por año durante este período”, dijo el informe.

Detrás de la caída está lo que el analista sénior de proteínas animales de Rabobank, Angus Gidley-Baird, considera que es una ‘liquidación’ (reducción) cíclica natural en el número de vacas.

Carne como sea

El crecimiento de la renta disponible per cápita real se ha reducido al 0,3% en comparación con el año pasado, mientras que la asistencia del gobierno se ha convertido en una parte más pequeña de los ingresos personales de EEUU. Actualmente existen menos de US$ 1.600 por mes en pagos de transferencias reales, el nivel más bajo desde 2008.

Sin embargo, la asistencia alimentaria del gobierno ha aumentado considerablemente. Los pagos mensuales reales del Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria han sido de alrededor de US$ 150 por hogar desde la pandemia, en comparación con los US$ 97 de los dos años anteriores.

Combinado con salarios generalmente más fuertes, esto debería respaldar la demanda potencial de carne vacuna, dice AG-B.

“Se espera que la demanda de carne bovina de EEUU retroceda, pero los precios minoristas aún podrían superar los US$ 8/lb durante los próximos años, sin volver a probar los máximos de demanda inducidos por la pandemia”.

Los estadounidenses aman su carne vacuna y pagarán más por obtenerla, dice Gidley-Baird.

“Períodos anteriores de declive en la producción de carne de EEUU sugieren que los minoristas y restaurantes del país buscarán en el mercado global para llenar este vacío, y los consumidores de EEUU probablemente superarán al resto del mundo para mantener su ración de carne vacuna”.

La pregunta es: ¿De dónde va a salir la carne?

Importaciones estadounidenses

“Mientras que los vecinos México y Canadá, los dos mayores proveedores de carne vacuna de los EEUU, es probable que tomen un relevo, Canadá está pasando por su propia fase de liquidación de ganado y probablemente limitado en lo que puede suministrar”, dijo.

“Australia y Nueva Zelanda, el tercer y cuarto proveedor más grande de EEUU, son las siguientes opciones lógicas. Pero la recuperación de Australia de su propia fase de liquidación de ganado vacuno se está prolongando con algunas dudas sobre si tendrá el ganado disponible para producir los mismos volúmenes que ha hecho en el pasado”.

Según Rabobank, también se espera que la producción de carne vacuna Kiwi sea limitada (se prevé que disminuya un 4% entre 2023 y 2025), mientras que Europa, que de todos modos no es un gran proveedor de carne vacuna para los EEUU, continuaría registrando una disminución estructural en la producción durante ese período.

“Esto deja a América del Sur, que tiene volumen, pero carece del acceso comercial necesario para llenar la brecha considerable en la producción estadounidense”, dijo.

“Se pronostica que la producción de Brasil crecerá en los próximos años, pero esperamos que la producción en Argentina disminuya y luego se estabilice. En combinación, estos dos grandes exportadores sudamericanos no aumentarán la producción lo suficiente como para compensar la caída en los EEUU, incluso si se modifican los acuerdos comerciales para aumentar los volúmenes exportables de América del Sur”.

El informe dijo que el resultado neto era que Rabobank esperaba que la disminución en la producción de carne vacuna de EEUU no fuera compensada por el crecimiento de la producción en los principales países exportadores.

“Y esto es incluso sin tener en cuenta ningún otro aumento en la demanda mundial de carne vacuna durante el mismo período”, dijo el banco.

Frigoríficos tendrán que competir por el ganado

Gidley-Baird dice que dadas las presiones de suministro en los mercados internacionales de carne de vacuno, tanto los importadores mundiales de carne de vacuno, como sus consumidores, tendrán que gastar mucho más por sus ganados y por la oferta disponible”.

“Y esto podría crear una fuerte ventaja en los precios y una redistribución de los volúmenes comerciales en los próximos años”, dijo.

El mercado mundial de la carne vacuna se mantiene sólido actualmente, según el informe del cuarto trimestre, con precios del ganado generalmente favorables, respaldados por “condiciones estacionales predominantemente positivas y una demanda resistente de los consumidores”.

“Pero dada la desaceleración económica, con alta inflación y disminución de la confianza del consumidor, la demanda aún puede debilitarse”, advirtió Gidley-Baird.

“La pregunta central es si los mercados están más determinados por las presiones del lado de la demanda o del lado de la oferta a medida que nos acercamos a 2023”.

Australia podría faenar mucho más

A pesar de rastrear un aparente debilitamiento en el extremo minorista de la cadena de suministro, el informe coloca a la industria de la carne australiana en muy buen estado, con condiciones estacionales que continúan respaldando la demanda de los productores y, a su vez, los precios del ganado.

Antes de Navidad, se espera que los precios locales de la carne vacuna se mantengan estables, lo que significa que son caros, aunque los precios están fijados para “una caída probable en el nuevo año a medida que aumenta el volumen de ganado y el crecimiento de los pastos de verano comienza a secarse”.

Las limitaciones laborales y los márgenes ajustados están provocando una reducción en la faena australiana, según el informe:

“Los volúmenes cayeron por debajo de los de 2021 hasta setiembre y octubre, ya que la mano de obra sigue siendo un problema… mientras que, más recientemente, el banco dice que los bajos márgenes han llevado a algunas plantas a reducir”.

Vienen más vacas

Moderando un poco sus palabras, Rabobank reconoce que el rodeo australiano está creciendo, solo que “posiblemente no lo esté haciendo a las tasas que hemos visto en el pasado”.

“Creemos que los productores están aprovechando la buena disponibilidad de alimentos y los altos precios del ganado para aumentar el número de reproductores”, dijo Gidley-Baird.

“Como resultado, no hemos visto una disminución de los precios del ganado ni un aumento en el número de la faena, a pesar de más de dos años y medio de buenas condiciones estacionales, particularmente en el sureste”.

Sin embargo, Rabobank cree que el número de cabezas de ganado aumentaría hasta 2023.

“El desafío ahora es que los precios del ganado deberán caer más que antes para generar márgenes de procesamiento viables, dados los costos crecientes y los mercados de consumo más débiles”, agregó AG-B.

Setiembre

Los envíos mundiales de carne vacuna en setiembre registraron el mayor volumen y valor de la historia, impulsados ​​por el aumento de la demanda china.

Las exportaciones aumentaron un 8% interanual a 229.000 toneladas métricas con valores que aumentaron un 11% a US$1.300 millones.

Solo China fue responsable de 137.000 toneladas métricas y US$ 868 millones.

Los datos parciales de las exportaciones de octubre muestran un fuerte aumento del 148 % interanual en los envíos diarios, elevado por los efectos del embargo comercial chino entre mediados de setiembre de 2021 y mediados de diciembre de 2021.

“Esperamos que el ritmo de las exportaciones a China se desacelere a corto plazo”, dice Gidley-Baird, “con la presión de reducir los precios, lo que hace que algunos exportadores mantengan los volúmenes con la esperanza de obtener mejores precios en una fecha posterior”.

Rabobank proyecta un crecimiento del volumen de exportaciones de alrededor del 15% al ​​18% este año.

 

Fuente: Stockhead Australia.

Informe de coyuntura económica y comercial

Documento elaborado por el Dr. Ignacio Bartesaghi a pedido de la Asociación de Consignatarios de Ganado; contenido exclusivo para socios y suscriptores.

 

El siguiente informe fue elaborado por el Dr. Ignacio Bartesaghi a pedido de la Asociación de Consignatarios de Ganado. Las valoraciones realizadas en el documento son de entera responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan ni comprometen la posición de ACG.

 

  1. Cambios en el contexto internacional

Desde el inicio de la guerra en Ucrania en febrero de 2022, el escenario internacional se ha visto impactado por las diversas fases que ha mostrado el conflicto. Como es sabido, Rusia ha enfrentado mayores dificultades que las imaginadas inicialmente, incluso teniendo que aceptar retiradas en territorios que ya dominaba, lo que ha llevado a Occidente subvaluar la capacidad de daño que aún tiene el país invasor. 

En ese sentido, en los últimos meses, cada revés ruso en el campo militar termina con un ataque masivo de misiles rusos en diversas ciudades ucranianas con impactos considerables en el número de civiles muertos. Además, el arsenal nuclear de Rusia y la posibilidad de que utilice el mismo en caso de una derrota en la guerra en Ucrania, es una hipótesis que los miembros de la OTAN no descartan. 

En definitiva, esta realidad marca que no será posible consagrar la victoria para ninguna de las partes, lo que obliga a los actores involucrados a ser muy criteriosos en sus posicionamientos sobre el desarrollo del conflicto.

En los últimos meses, los acontecimientos más recientes que han marcado la guerra en Ucrania fueron los siguientes: 

  • Ingreso de Finlandia y Suecia a la OTAN.
  • Incidentes en la central nuclear de Zaporiyia (central nuclear más grande de Europa).
  • Acuerdo con la intervención de Naciones Unidas para la exportación de cereales a través de los puertos ucranianos.
  • Confirmación por parte de Irán de que está proveyendo material militar a Rusia (drones).
  • Rusia formaliza anexión de 4 regiones ucranianas (Jerson, Zaporiyia, Donetsk y Luhansk).
  • Ataque al puente de Kerch en la península de Crimea.
  • Sabotajes a los gasoductos Nord Stream 1 y 2.
  • Incidente de Polonia por un posible misil ruso caído en su territorio.
  • Agravamiento de la crisis energética en Europa por la llegada del invierno.
  • Se comienza a plantear la necesidad de entablar negociaciones de paz.

 

Además de los episodios relacionados con la guerra e Ucrania, la incertidumbre global aumenta por las tensiones que en los últimos meses se observaron entre Estados Unidos y China en el marco de la crisis en Taiwán. Una serie de visitas oficiales como la registrada por Nancy Pelosi, nada menos que la presidenta de la Cámara de Representantes activó una serie de respuestas chinas con ejercicios militares de un alcance inédito y el lanzamiento de un Libro Blanco sobre Taiwán, donde una vez más, China deja en claro que la isla es una línea roja que Occidente no debe pasar. 

La importancia de la política de una sola China fue parte central del Comité Comunista de China realizado en octubre de 2022, donde Xi Jinping renovó su mandato y concentró aún más poder en China, bajo la atenta mirada del mundo occidental.

Por otro lado, Asia Pacífico enfrenta la amenaza de Corea del Norte que ha lanzado una serie de misiles algunos de los cuales llegaron a atravesar el espacio aéreo japonés, lo que generó reacciones en Japón y también en Corea del Sur, que en los dos casos han avanzado en cooperación y asociaciones estratégicas con Estados Unidos y sus socios regionales en la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN). Otras alianzas occidentales siguen su curso, como la que lleva adelante la principal potencia mundial con Australia, que juegan un rol muy preponderante en la competencia geopolítica y geoestratégica que despliegan China y Estados Unidos en las islas del Pacífico.

Es por eso por lo que la incertidumbre global muestra hoy un mayor alcance que la guerra en Ucrania, lo que además podría agravarse por nuevos episodios en otras regiones (las mencionadas, pero también en Asia Central), así como es escala global por fenómenos de impactos impredecibles como los ciberataques. En este contexto, las principales potencias mundiales crean y relanzan viejas coaliciones que establecen bandos de estilo similar a los constituidos en la Guerra Fría.

Tomando en cuenta el escenario global, los organismos internacionales coinciden en que el año 2023 seguirá marcado por la incertidumbre, pero con expectativas de que se llegue a un alto en la guerra en Ucrania, lo que no implica una resolución definitiva al problema de fondo, pero bajaría las tensiones y enfrentamientos directos entre el ejército ruso y ucraniano.

1.2 Una nueva realidad en los precios internacionales

A diferencia de lo relatado en el primer informe, donde se mostró un repentino crecimiento de los precios internacionales por el comienza de la guerra en Ucrania, lo que estaba asociado a la restricción de oferta en muchos de los productos primarios, en esta oportunidad se muestra una caída muy pronunciada de los precios internacionales de los commodities. 

Las razones son diversas, pero en especial cabe destacar el impacto en el dólar por la suba de las tasas de interés en Estados Unidos, la baja en el consumo por la recesión en Estados Unidos y la esperada en Europa, así como la desaceleración económica en China debido a las restricciones generadas por la política de Covid Cero. De cualquier forma, debe tenerse en cuenta que los precios se encuentran en niveles históricamente altos.

Gráfico 1 – Evolución del precio internacional del petróleo (año 2022)

Fuente: Puente.

Gráfico 2 – Evolución del precio internacional de la soja (año 2022)

Fuente: Puente.

 

Gráfico 3 – Evolución del precio internacional del trigo (año 2022)

Fuente: Puente.

Gráfico 4 – Evolución del precio internacional del maíz (año 2022)

Fuente: Puente.

La baja de los precios internacionales ya se ha sentido en algunos mercados, a lo que además se le debe agregar la incertidumbre en China, con caídas de las exportaciones en los últimos meses, especialmente en las colocaciones de carne. Además, se debe tener en cuenta también la evolución del tipo de cambio en Uruguay, con una apreciación considerable del precio con relación al dólar durante el año 2022, lo que está afectando la competitividad de los sectores exportadores.

2. Uruguay frente a una nueva coyuntura regional

Desde la realización del último informe de coyuntura económica y comercial, la política de inserción internacional de Uruguay ha registrado algunos avances, si bien los esfuerzos de flexibilizar el Mercosur deben confirmarse en los próximos meses. Cabe destacar los siguientes avances:

  • Cierre del estudio de factibilidad entre Uruguay y China.
  • Inicio de conversaciones entre Uruguay y Turquía.
  • Firma del acuerdo entre Uruguay y Brasil por el comercio desde zonas francas.
  • Baja del Arancel Externo Común del Mercosur.
  • Cierre del acuerdo entre el Mercosur y Singapur.
  • Definición de presentar nota de ingreso al CPTPP (Acuerdo Transpacífico).

 

2.1 Los acuerdos bilaterales impulsados por Uruguay 

Desde el principio de su mandato el presidente Lacalle Pou defendió en todos los ámbitos posibles la posibilidad de que Uruguay negocie de forma bilateral acuerdos comerciales, lo que Uruguay entiende es jurídicamente posible debido a que la Decisión 32/00 del Mercosur no se encuentra vigente.

Más allá del debate sobre este punto en particular, es claro que en el bloque no se llegó a un consenso sobre dicha posibilidad, con la negativa de Argentina y en menor medida por Paraguay, pero con el apoyo tácito del gobierno de Bolsonaro, en particular de Guedes su ministro de Economía. Al respecto de Brasil, cabe recordar que el gobierno brasileño con el liderazgo de su ministro de economía Guedes, impulsó la propuesta de rebaja del Arancel Externo Común, lo que fue alcanzado en la Cumbre del Mercosur de junio de 2022 (el Mercosur acordó una rebaja del 10% del arancel regional, con excepciones de acuerdo con los miembros, mientras que Brasil también aplicó una rebaja adicional del 10% de forma unilateral).

(Por más información sobre la rebaja del Arancel Externo Común y las particularidades en Uruguay, ingresar en: https://www.gub.uy/ministerio-economia-finanzas/comunicacion/noticias/mercosur-reduccion-del-arancel-externo-comun)

En ese contexto Uruguay logró cerrar en julio de 2022 el estudio de factibilidad para la firma de un TLC con China el que habilitaría el inicio de las rondas de negociación. Al respecto, China anunció que se encuentra actualmente realizando consultas internas para dar dicho paso, lo que coincide con el cambio de gobierno en Brasil. En ese sentido, es esperable que China espere la asunción de Lula en enero de 2023 para definir si avanza o no en el TLC bilateral con Uruguay, ya que se espera que la posición del nuevo gobierno brasileño difiera respecto a la sostenida por el de Bolsonaro.

En el caso de Turquía, cabe recordar que, en el marco de la apertura de la embajada de Turquía en Uruguay, el canciller turco visitó Montevideo, donde se anunció un acuerdo para proceder a suscribir los términos de referencia para iniciar el proceso de negociaciones conducente a un Acuerdo de Libre Comercio entre Uruguay y Turquía. Actualmente se está en proceso de elaboración de un estudio de impacto como paso previo al lanzamiento de negociaciones, lo que de acuerdo con lo informado por los negociadores estaría lejos de suceder.

En el plano bilateral, Uruguay ha intentado avanzar en un acercamiento con Reino Unido, incluso con la visita de Lacalle Pou a la potencia europea en mayo de 2022. En octubre de 2022 se realizó la primera reunión de la Comisión Conjunta para temas económicos-Comerciales Uruguay – Reino Unido. Las conversaciones con el país europeo no incorporan bienes, sino que se están discutiendo sobre otras normas referidas al comercio.

En cuanto al ingreso de Uruguay al CPTPP (conocido como Acuerdo Transpacífico), la nota formal será presentada en el mes de diciembre ante Nueva Zelanda por el canciller Bustillo, primer paso de una serie de formalidades entre las cuales se encuentra la creación de un Grupo de Adhesión que estudia la viabilidad de la solicitud analizando las características de la política comercial del país con interés de ingresar. Cabe aclarar que todos los países miembros tienen posibilidad de opinar sobre el ingreso, teniendo por tanto posibilidad de veto. Además, Uruguay ingresaría en una lista de espera tras otros países que ya

formalizaron su interés de ingresar al bloque, entre los cuales se encuentran economías como China, Taiwán, Corea el Sur, Costa Rica y Ecuador. Actualmente Reino Unido es el único país que está en carrera para ingresar al CPTPP, lo que puede ocurrir en los próximos meses.

En el plano bilateral, debe destacarse el acuerdo sobre el tratamiento de los productos elaborados en zonas francas suscrito en junio de 2022 entre Brasil y Uruguay, acuerdo que se encuentra vigente y fue suscrito ante la ALADI

(Para acceder al acuerdo ingresar en: https://www2.aladi.org/nsfaladi/textacdos.nsf/0f226c9002f6aebf03257491004226fe/b3cdbeb4e43103520325886800545645?OpenDocument)

2.2 La agenda externa el Mercosur

En cuanto al Mercosur, los avances se han registrado en el caso de Singapur, acuerdo que, si bien se cerró en el marco de la última cumbre del Mercosur realizada en Asunción, aún no ha sido firmado (se prevé que ocurra en 2023 en la presidencia de Argentina o de Brasil). En el caso de Corea del Sur, no hay resultados sustanciales, tampoco en lo que refiere a la posibilidad de avanzar bilateralmente en diferentes velocidades, lo que fue planteado en varias reuniones del Grupo de Relacionamiento Externo del Mercosur (GRELEX).

El Mercosur también negocia con Canadá y el Líbano, en los dos casos sin avances concretos. En el caso de Canadá, existiría interés de parte del nuevo gobierno de Brasil de impulsar las negociaciones, pero eso deberá confirmarse en 2023. 

En lo que refiere a los avances con la Unión Europea (UE), las negociaciones culminaron en 2019, pero diferencias por los compromisos ambientales asumidos (principalmente por Brasil) y el lobby agrícola francés (además de otros países europeos), han bloqueado el proceso de incorporación del acuerdo. Hasta la fecha, la UE no ha entregado su propuesta referida a los nuevos compromisos en el capítulo ambiental. Si bien es cierto que se ha mostrado mayor interés en avanzar debido a la coyuntura internacional por la guerra en Ucrania, aún no se registran avances concretos para destrabar la paralización del proceso de incorporación del acuerdo. Las expectativas están centradas en la presidencia española en la Unión Europea, lo que ocurriría en el segundo semestre de 2022.

En 2022 los avances en las negociaciones han sido escasos más allá del cierre de las negociaciones del acuerdo con Singapur. Es más, si se repasa la agenda de la presidencia pro tempore de Uruguay en el segundo semestre de este año, se puede observar que en todo el semestre se ha realizado solo una reunión del GRELEX. El estancamiento en las negociaciones era esperable debido a la confirmación de un cambio de gobierno en Brasil.

3. El comercio exterior del sector cárnico y de sus insumos en Uruguay – enero – octubre de 2022

3.1 Exportaciones

Si bien muestran una desaceleración en los últimos meses, las exportaciones uruguayas de bienes crecen a muy buen ritmo en lo que va del año. En el período enero – octubre de 2022 sin considerar las zonas francas las ventas totales de Uruguay aumentaron un 35,8% (en base a datos del Instituto de Negocios Internacionales de la UCU). 

(Acceda al estudio completo en: https://ucu.edu.uy/sites/default/files/facultad/fce/dnii/coex_10-22_ib.pdf)

En lo que refiere a los productos seleccionados en el cuadro 1, se destaca la variación de las ventas de semillas y frutos oleaginosos mostrando una variación del 111% en el mismo período anteriormente señalado. En el caso de la carne, la variación en el período trepó al 12%, si bien registra caídas en los últimos meses respecto a los mismos meses de 2021 debido al mal desempeño de las corrientes con destino a China.

Cuadro 1 – Exportaciones de productos seleccionados

 

Gráfico 6 – Exportaciones uruguayas de carne

(Período enero – octubre de 2022)

Fuente: elaboración propia en base a SmartDATA.

Profundizando el análisis para el caso de la carne a nivel de partida del Sistema Armonizado (SA), el primer producto exportado fue la carne de animales de la especia bovina congelada, explicando el 74% del total colocado por Uruguay en el exterior del Capítulo 02 del SA (sus colocaciones aumentaron 15% en el período enero – octubre 2022/2021). Si bien con exportaciones muy bajas en montos (US$ 1,7 millones), la categoría que creció más en el período de análisis fue la carne y despojos comestibles de aves (120% en el período). 

 

Fuente: elaboración propia en base a SmartDATA.

En los primeros 10 meses de 2022 se exportó carne a 40 destinos por más de 1 millón de dólares, de los cuales 19 superaron los US$ 10 millones y solo 5 mercados los US$ 50 millones (China, Estados Unidos, Países Bajos, Brasil e Israel). China es el principal destino de la carne exportada por Uruguay explicando el 60% de las colocaciones totales y aumentando un 8% respecto al mismo período del año anterior (las colocaciones uruguayas de carne con destino a China han registrado una baja en los últimos meses). En cuanto al dinamismo en el período considerado, si bien con montos relativamente bajos, cabe destacar el muy buen desempeño de las colocaciones de carne en mercados no tradicionales, caso de Bahréin, Qatar, Omán, Emiratos Árabes, Egipto y Arabia Saudita. 

A nivel de empresa un total de 31 registraron ventas de carne por más de 1 millón de dólares en el período enero – octubre de 2022, de las cuales 23 superaron exportaciones por US$ 10 millones y 12 por US$ 50 millones. Frigorífico Las Piedras se ubicó en la primera posición seguido de cerca por Frigorífico Tacuarembó, que en conjunto explicaron el 22% de las ventas externas de este producto.

Cuadro 4 – Exportaciones de carne por empresa

En el caso de los animales en pie se observa una disminución muy importante de las colocaciones externas, cayendo -49% en el período enero – octubre 2022/2021. Hay que destacar la importancia de las colocaciones de animales de la especie bovina, que en los primeros 10 meses del año explicaron cerca del 99% del total de lo colocado externamente de animales vivos.

En 2022 China ocupó la primera posición en las ventas de animales en pie, explicando el 46,1% del total en el período enero – octubre de 2022, pero las ventas hacia este destino se derrumbaron un -46% con respecto al mismo lapso del año anterior. Le sigue Turquía representando el 31,2 % y Egipto con el 21,2%, disminuyendo las exportaciones en el primer caso -59% y aumentado 6% en el segundo. Como puede observarse la concentración a nivel de mercados en estos productos es muy elevada. 

El número de empresas que opera en el sector de animales en pie es relativamente bajo, destacándose en particular las siguientes:

  • GLADENUR SOCIEDAD ANONIMA 
  • OFDER S.A. 
  • HRSM AGRONEGOCIOS LIMITADA 
  • ROAMOSO SA 

Las empresas señaladas explicaron el 98,5% del total colocado por Uruguay en el exterior destacándose el muy buen desempeño de las dos últimas empresas que no habían registrado operaciones en el mismo período de 2021.

3.2 Importaciones

En los primeros 10 meses de 2022 las importaciones totales uruguayas aumentaron 29,9% (de acuerdo con el Instituto de Negocios Internacionales de la UCU). Atendiendo a los productos de interés para el sector, se observa un importante crecimiento en las importaciones de abonos y productos químicos orgánicos, lo que está asociado al precio internacional de los fertilizantes y agroquímicos debido a la guerra en Ucrania (los abonos aumentaron 67% en el período enero – octubre 2022/21, mientras que los productos químicos inorgánicos 65%).

 (Acceda al estudio completo en: https://ucu.edu.uy/sites/default/files/facultad/fce/dnii/coex_10-22_ib.pdf ).

En cuanto a los mercados de origen, considerando los abonos y los productos químicos inorgánicos de forma conjunta, si bien China sigue siendo el principal origen de estos dos productos adquiridos por Uruguay (explicando el 12,1% el total adquirido por estos dos bienes entre enero – octubre 2022) las ventas disminuyeron -30% en el período. Por el contrario, otros países como Nigeria que además ocupó la segunda posición aumentaron 773% en los primeros 10 meses de 2022 respecto al mismo período del año anterior. También se destaca el buen comportamiento de Bolivia, Lituania, Argentina, Estados Unidos y Brasil. 

En 2022 por la guerra en Ucrania se registró un aumento muy importante del precio de los abonos y fertilizantes, afectando en algunos países los niveles de competitividad. En ese sentido, la propia Organización Mundial del Comercio (OMC), planteó su preocupación por el aumento de medidas restrictivas a las exportaciones aplicadas por los países del G20 principalmente en los alimentos y los abonos.

(Por más información ingresar en: https://www.wto.org/spanish/news_s/news22_s/trdev_14nov22_s.htm)

Cuadro 7 – Importaciones de los productos seleccionados SA (Capítulo 28 y 31 del SA). 

4. Brief de noticias económicas y comerciales de interés 

4.1 Multilateral

La economía internacional está enfrentando una desaceleración generalizada y más alta de lo previsto inicialmente por los organismos internacionales que actualmente revisan a la baja las proyecciones de crecimiento para 2023. De acuerdo con lo informado por el FMI las perspectivas están centradas en una crisis de los costos de vida debido a los elevados niveles de la inflación, el endurecimiento de las condiciones financieras, los impactos persistentes de la guerra en Ucrania y el COVID, que en algunos países como China sigue causando estragos en la economía.

En este contexto los pronósticos del FMI indican que el crecimiento mundial se desacelerará de 6,0% en 2021 a 3,2% en 2022 y 2,7% en 2023, lo que, exceptuando la crisis financiera y la pandemia, sería uno de los registros más bajos de crecimiento desde el año 2001.

Fuente: Fondo Monetario Internacional.

En cuanto a la inflación, el mismo organismo internacional prevé una baja progresiva en los últimos años debido a la esperada recesión mundial, si bien se proyecta un 2023 con niveles todavía muy elevados.

En cuanto al comercio mundial, las proyecciones de la OMC para 2023 tampoco son buenas ya que se espera que el mismo sufra una brusca desaceleración por las dificultades económicas ya señaladas. La organización prevé que al cierre de 2022 se esté en crecimiento del comercio en volúmenes de 3,5%, lo que incluso es un guarismo más elevado que el inicialmente proyectado (3,5%), pero para el 2023 se espera un magro crecimiento del 1,0% cuando anteriormente se había proyectado una variación del 3,4%.

(Por más información ingresar en: https://www.wto.org/spanish/news_s/pres22_s/pr909_s.htm?utm_source=dlvr.it&utm_medium=twitter)

  1. Unión Europea

4.3 Estados Unidos

4.7 Brasil

4.8 Argentina

4.9 Uruguay 

Protocolo entre Uruguay y China para la exportación de sorgo (más información en: https://www.gub.uy/ministerio-ganaderia-agricultura-pesca/comunicacion/noticias/se-firmo-protocolo-para-dar-inicio-comercio-sorgo-china). 

Habilitación de carne con hueso desde Brasil (más información en: https://www.gub.uy/ministerio-ganaderia-agricultura-pesca/comunicacion/noticias/autoridades-informaran-habilitacion-para-importar-carne-hueso-desde-brasil).

USDA publicó pronóstico del mercado mundial de carnes en 2023

Se espera que la producción de carne vacuna baje levemente a 59,2 millones de toneladas y que las exportaciones también bajen 1,2%, a 12,1 millones de toneladas, por menor demanda de China.

 

Este miércoles, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) publicó sus últimos pronósticos para la producción y el comercio mundial de carne vacuna, cerdo y pollo.

Para la carne vacuna se pronostica que la producción mundial disminuirá de forma marginal en 2023, a 59,2 millones de toneladas, aunque se esperan aumentos de producción en China, Brasil y Australia, que se verán compensados ​​por disminuciones en Estados Unidos y la Unión Europea.

También se pronostica que las exportaciones mundiales disminuirán 1,2% en 2023, a 12,1 millones de toneladas. Esto está relacionado con una menor demanda, particularmente de China. 

Se espera que Brasil logre un récord de exportaciones, ya que competidores clave como Argentina, Paraguay, Uruguay e India ven cómo se reducen los suministros. 

También se espera que la reducción de la producción limite los envíos al sudeste asiático desde Estados Unidos y Canadá, lo que se prevé beneficie a Australia.

Cerdo

Se prevé que la producción mundial de carne de cerdo crezca 1,0% en 2023, hasta 111 millones de toneladas. 

Este crecimiento está impulsado principalmente por una mayor producción en China (+2,0%). También se prevé que Estados Unidos, Brasil y México aumenten la producción en 0,7%, 1,6% y 4,6%, respectivamente. 

El aumento de los costos de alimentación y energía, las restricciones ambientales y una demanda más débil significan que se espera que la producción en la Unión Europea y el Reino Unido disminuya.

Aunque se prevé que la producción crezca en 2023, se pronostica que las exportaciones mundiales disminuirán 1,6% a 10,5 millones de toneladas.

 Esto se debe principalmente a una menor demanda de importaciones de China, gracias al aumento de la oferta interna. 

Se prevé que las exportaciones de la Unión Europea caigan 3,6% en 2023, como resultado de la menor oportunidad de enviar carne de cerdo a China, así como de una menor producción. 

También se espera que la demanda de importaciones en Filipinas disminuya (-18,2%) ya que las políticas que favorecen las importaciones llegarán a su fin a fines de 2022.

Pollo

Se pronostica un crecimiento de la producción mundial de carne de pollo del 1,8% a 102,7 millones de toneladas en 2023.

 A pesar de que los altos costos de alimentación y energía reducen la rentabilidad a nivel mundial, se espera que los principales productores, excepto China, experimenten una expansión en la producción. 

Esto es impulsado por una fuerte demanda, ya que los consumidores buscan proteínas animales de menor costo en medio del aumento de los precios de los alimentos.

Se prevé que las exportaciones mundiales de carne de pollo aumenten 3,7% en 2023, hasta los 14,1 millones de toneladas. El crecimiento está impulsado por la fuerte demanda en Brasil, México, Arabia Saudita, Estados Unidos y la Unión Europea. 

Brasil parece estar bien posicionado para satisfacer la mayor parte de este aumento de la demanda, ya que sus principales competidores luchan por aumentar los suministros exportables. 

Los precios competitivos, el acceso al mercado de la Unión Europea y la capacidad de suministrar productos halal se combinan para convertirlo en el principal exportador mundial, con más de un tercio de los envíos globales.

Precio del ganado gordo en Brasil sigue en baja

Frigoríficos exportadores apuntan a la devaluación del yuan; analista estima que la tendencia cambiaría en el último bimestre, pero de forma moderada. 

 

La industria cárnica en Brasil sigue intentando comprar novillos a precios que se ubican por debajo de la referencia, informó el analista brasileño Fernando Henrique Iglesias, de Safras & Mercado.

“Los frigoríficos habilitados para exportar a China intentan comprar por debajo de la referencia media. Ese movimiento tiene mucho que ver con el proceso de desvalorización del yuan en el mercado internacional, que llevó a los importadores chinos a renegociar contratos de importación”, dijo el analista.

En la región centro-norte de Brasil, también caen las cotizaciones en el corto plazo, en línea con la aún cómoda posición de faena, con entradas de siete a 10 días. 

Las empresas frigoríficas han actuado de manera más tímida en el mercado, y se estima que un movimiento a la suba podría ocurrir recién en el último bimestre, de forma más moderada, sin repetir los movimientos explosivos que hubo anteriormente.

Perspectivas para la exportación de ganado en pie

ACG consultó a operadores del mercado que analizaron el negocio de cara al próximo año, considerando distintos aspectos como la oferta, la demanda, los costos, la logística y la sanidad, entre otros.

 

Las actuales relaciones de precios generan expectativas de una mayor corriente de negocios para la exportación de ganado en pie en 2023, según analizaron operadores consultados por ACG. 

El año 2022 fue un ejercicio de muy escasa actividad comercial en ese rubro, debido a los altos precios del ganado, del petróleo y de los fletes. Sin embargo, en las últimas semanas hubo un quiebre en el mercado, que pone a las empresas exportadoras otra vez en carrera.

Alejandro Dutra, integrante de la Unión de Exportadores de Ganado en Pie y director de Escritorio Dutra Ltda, comentó que “están mejorando las chances de negocio de ternero entero para Turquía, y se está hablando con alguna empresa que está con intenciones de exportar. Creo que saldrá algún barco antes de fin de año. Hay que ver qué disponibilidad de oferta de terneros enteros hay en este momento”. 

Sostuvo que, “al bajar el precio del ganado se activa inmediatamente el mercado de Turquía, porque es un país que está tratando de comprar permanentemente. La actividad de la exportación de ganado en pie durante 2022 fue muy baja, debido a los altos precios del ganado en Uruguay. Era muy difícil concretar negocios”.

En cuanto al mercado de hembras jóvenes para China, señaló que “hay más de una negociación en curso”, ya que “la baja del precio del ganado hace más interesante el negocio”. 

Por otra parte, recordó que Nueva Zelanda dejará de exportar ganado en pie en 2023, y es uno de los grandes proveedores de China; y también están los temas políticos que afectan la relación comercial entre China y Australia. Estos factores reducen la oferta y es probable que la demanda presione con mayor intensidad a la exportación en pie desde Uruguay. 

Señaló que la logística interna “funciona impecable”, tanto en el transporte, como las cuarentenas y los servicios sanitarios oficiales, y a nivel de barcos y puertos “tampoco hay problemas”, afirmó.

Terneras y vaquillonas a China

Por su parte, el exportador Federico Di Santi, dedicado a la comercialización de hembras jóvenes a China, confirmó que concretará un negocio de 10.000 cabezas que serán embarcadas en marzo y que está negociando otro contrato. 

El embarque de marzo incluirá terneras y vaquillonas de 1 a 2 años Holando (30% aproximadamente) y de razas carniceras (70%), mayoritariamente Angus, con la posibilidad de incluir algunas Hereford. Como es tradicional, se tratará de ganado soltero, con destino a reproducción.

“La exportación de ganado a China venía muy trancada, por el precio de los ganados. Pero esta corrección de los precios a la baja, no solo del ganado sino también del petróleo y en consecuencia de los fletes, seguramente repercutirá en un fortalecimiento de la corriente de negocios a China, porque la demanda está”, dijo Di Santi a ACG.

Durante 2022 esta empresa no concretó negocios de exportación a China debido a los altos costos; pero en 2021, cuando las relaciones de precios eran más favorables, la firma exportó más de 50.000 cabezas. 

Di Santi confirmó que la operativa de compra de estos ganados ya está en marcha. “Hemos venido comprando ganado para este próximo embarque, hay un mercado muy ofrecido. Las últimas compras las realizaremos a fin de este año y principios del año que viene. Estamos tratando de hacer un negocio sobre fin de año para ayudar a los productores a aliviar las cargas de los campos, considerando la situación climática”, señaló.

Sobre los problemas sanitarios que afectan a la ganadería, el exportador dijo que “hay que cuidarlos extremadamente”, porque no solo pueden complicar un negocio puntual sino generar mayores complejidades en la operativa, que generalmente incrementan los costos, y en un caso extremo incluso puede complicarse el acceso al mercado.  

En cuanto a la logística, comentó que las dificultades que se vieron durante la pandemia para las cargas en contenedores no afectaron tanto al rubro de la exportación de ganado en pie. “Hubo un momento en que la complejidad aumentó, pero la logística no fue tan complicada. Sí hubo un impacto por el lado de los costos”, dijo. 

Di Santi también planteó que el clima será un factor que influirá en el mercado. “Si sigue presionando, tal vez veamos una baja más pronunciada en el precio del ganado, pero luego podrá haber algún efecto rebote, como suele ocurrir, lo que podría generar alguna distorsión”, advirtió. 

Pero, en definitiva, sostuvo que “si los valores de los ganados son menores a los del primer semestre de este año, y el precio del petróleo se mantiene en los actuales niveles, seguramente veremos una corriente exportadora más activa”. 

Por lo tanto, consideró que “estamos en las puertas de un año que será mejor que el 2022 para la exportación de ganado en pie”.

En 2023 podrían incrementarse los negocios de ganado en pie hacia China

La prohibición de exportación de animales vivos por parte de Nueva Zelanda, que entrará en vigencia en abril del año próximo, generaría un vacío en la oferta, señala un informe del USDA.

 

La reciente evaluación del mercado chino de carne vacuna en 2023, que realizó el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA), muestra un panorama de menor demanda de importaciones en el futuro, en particular para cortes más altos, ya que el impacto económico de las políticas de cero Covid daña la confianza e interrumpe las operaciones de servicio de alimentos. 

Sin embargo, pueden haber mayores posibilidades para la exportación de ganado en pie, considerando la prohibición de este tipo de negocios por parte del gobierno de Nueva Zelanda, dejando un espacio del lado de la oferta, que pueden capitalizar otros proveedores como Australia y Uruguay. 

El USDA predijo que el volumen de importaciones de carne vacuna de China caerá en 600.000 toneladas (19%) en 2023, a 2,5 millones de toneladas. 

Se espera que la producción nacional de carne vacuna de China continúe su trayectoria de expansión, creciendo en 300.000 toneladas (4%), mientras que el consumo interno se reducirá en 300 mil toneladas (3%). 

Los impulsores clave detrás del aumento en la producción están relacionados con la suposición de que la faena china acelerará el ritmo en un 4,6% en comparación con 2022, en la medida que se resuelvan las restricciones relacionadas con la política de covid cero. 

Se espera que este aumento de la oferta interna, combinado con un menor consumo, pese negativamente sobre los precios de la carne vacuna china en 2023.

Las previsiones de un menor consumo en el futuro se basan en una economía china en desaceleración, que afectaría el consumo de productos de lujo como la carne bovina. 

Debido a que la carne vacuna importada, en particular los cortes premium de mayor calidad, se utilizan principalmente en los sectores de alojamiento y servicio de alimentos de gama alta, se espera que la demanda de esta carne importada se vea más afectada que la del mercado interno. 

A pesar de que la industria de servicios de alimentos de China experimentó un repunte significativo de la depresión de 2020 provocada por Covid, con una inversión en la industria que superó los niveles de 2019 en un 57% en 2021, la incertidumbre ha reinado durante 2022, con ferias comerciales, conferencias importantes y otros eventos a gran escala cancelados o muy restringido debido a la aplicación de una política de covid cero de línea dura, que puede persistir hasta bien entrado 2023.

La oferta de Australia

Los volúmenes de exportación de carne bovina australiana a China, aunque muestran signos de una tendencia al alza en los últimos meses, con cifras que en agosto fueron 19% superiores al promedio de los últimos cinco años, en general se han moderado debido a la oferta limitada derivada de la reconstrucción del stock vacuno en Australia.

Con la influencia de otro pronóstico meteorológico de La Niña, que parece probable en 2023, extendiendo la actividad de reconstrucción del stock, la limitación impuesta a la capacidad de exportación de carne de Australia puede suavizar cualquier golpe relacionado con la reducción de la demanda china.

En el mercado del ganado en pie se espera que Australia se convierta en el jugador más destacado en las exportaciones a China, ya que la prohibición de las exportaciones por mar de Nueva Zelanda se detendrán definitivamente el 30 de abril de 2023 .

La exportación de ganado para faena ha estado prohibida en Nueva Zelanda durante más de 15 años, sin embargo, la exportación de ganado para reproducción se mantuvo como un remanente de la industria, con 121.000 cabezas exportadas a China en 2021, lo que representa un aumento del 7%. 

La mitad de estos eran ganado lechero de raza pura, y el resto vaquillonas cruza de razas carniceras y lecheras. 

 

Fuente: Adrian Ladaniwskyj / Mercado.com.au, en base a USDA.
Foto: China Daily.

“Estoy convencido de que hay un cambio mucho más estructural en la demanda de carne”

Entrevista con el Ing. Agr. José Manuel Mesa, asesor privado de productores ganaderos en Lavalleja, Maldonado y Rocha; y representante de la Comisión Nacional de Fomento Rural en la junta directiva del INAC. 

 

¿Qué lectura hace de este momento del mercado?

Lo de estas semanas no es algo que se pueda analizar de manera tan puntual. Pasan cosas en el mundo, que de repente tienen consecuencias inmediatas. Si bien hay una reducción de precios, estoy convencido de que estas son situaciones de mercado, bien coyunturales. 

Estoy convencido de que hay un cambio mucho más estructural en la demanda, en el mediano y largo plazo. Hay que considerar que estos precios no son para nada malos, pero seguramente esta tendencia a la baja en algún momento cambie. 

Seguramente influye determinada presión de demanda, la situación climática, así como otras situaciones en los principales mercados donde Uruguay vende su carne, que dan este tipo de resultados. Pero esta no es una situación para nada preocupante. 

¿Se justifica esta baja de precios por la menor demanda de China?

Creo que no. Esto es oferta y demanda, y es mercado libre. En el mercado libre pasan estas cosas. Quizás la demanda se retira un poco y la oferta se pone un poco más nerviosa, por eso ocurren estas situaciones. 

Aquel que no le sirve el precio puede optar por no vender, pero en un sistema productivo, donde las cosas están concatenadas unas con otras, uno no define el momento de venta, cuando el ganado está pronto uno tiene que venderlo y listo. 

En mi trabajo profesional siempre digo que es muy difícil apuntar al mejor precio; hay que apuntar a un buen promedio. Esto es lo mismo. Hay gente que ha vendido ganado a mejores precios. Es difícil apuntar siempre a la punta de arriba, lo que hay que evitar es estar en el piso de precios. 

Son juegos de oferta y demanda, que han existido siempre. Pero hay movimientos mucho más fuertes en el mundo, que se han copiado acá. Hubo shocks enormes en la demanda y en la oferta de carne. Y tenemos que acostumbrarnos a estas movidas, tanto hacia arriba como hacia abajo. 

Pero rescato que tenemos una línea de base bastante más alta que la que teníamos anteriormente. De todos modos, creo que las variaciones de precios que se han dado en China no están de acuerdo con la baja de precios que tuvimos a nivel local. 

¿Confirma un freno de la demanda de carne por parte de China?

Si bien es cierto que hubo situaciones puntuales de menor demanda, inciden otras cosas, como la política de covid cero en China, que paraliza a las ciudades y es bastante difícil para el importador planificar las compras. 

Hay restaurantes que quedan con carne comprada, porque se cerraron las ciudades. Es bastante complicado manejar esa situación. 

También es cierto que han pasado otras cosas a nivel regional. Brasil está con más carne, con precios bastante más baratos, lo que seguramente tendría incidencias en el precio de venta de Uruguay. 

Además Uruguay exporta el 80% de su producción, y depende básicamente del precio de exportación. A los otros competidores de Uruguay les pasa totalmente lo contrario, exportan excedentes y el precio del ganado lo fija el mercado interno. Esa es una diferencia trascendente en este momento. 

¿Cuánto pesa el déficit de lluvias y retraso de las pasturas en esta situación?

Todo está en juego. En la región donde trabajo (este de Uruguay) vimos que las pasturas que se instalaron temprano tuvieron un buen empuje hasta agosto. Los verdeos más tardíos no tuvieron buena implantación y desarrollo. Hoy la situación no refleja lo que es la primavera, por efectos climáticos anteriores, y por la primavera actual. 

No hemos tenido lluvias acordes al momento. Aunque no estamos en una situación de sequía, sino de déficit hídrico, que es diferente. También juegan los pronósticos, que no prevén lluvias. Y todo eso puede generar alguna distorsión en los esquemas productivos de algunos predios. 

¿Cuáles fueron los cambios más notorios que tuvo la ganadería en los últimos años?

Hubo dos o tres cosas que han sido muy relevantes, sobre todo en los últimos cinco años. Uruguay bajó muchísimo la edad de faena; ese es un cambio muy relevante. La mayoría de los novillos faenados son jóvenes y ese es un claro ejemplo de eficiencia. También aumentó el peso de faena de las vacas y novillos. 

Además hay cambios en la cría, que se están gestando y quizás no han explotado aún. Aumentó el número de terneros, porque aumentó el número de vacas entoradas. Estoy convencido de que hubo una mejora de algunos procesos en la recría, que impactarán pronto. 

Hay una adopción de tecnología de procesos en el sector criador, que ha ido mejorando no solo la cantidad de terneros producidos sino también la eficiencia en la producción, considerando las vacas entoradas y los terneros logrados. 

Este es un cambio tremendamente lento. La cría es una producción con ciclos biológicos y procesos muy lentos, que está en los suelos más marginales, donde la gente está bastante más aislada, y eso ha dificultado la transferencia de conocimiento para hacer mejor las cosas. 

Creo que Uruguay tiene un debe enorme en la transferencia tecnológica. Desde la CNFR lo venimos diciendo desde hace mucho tiempo, y creo que Uruguay tiene que encarar un plan ganadero, vinculado a la cría, a nivel nacional.

Nos parece que Uruguay tiene tecnología y conocimiento generado, pero una de las grandes dificultades es la difusión de esos conocimientos y tecnología para mejorar aspectos vinculados con la producción de la cría, y que le darían a Uruguay un respaldo enorme, con mayor producción de terneros. 

Siempre ha estado en consideración que la extracción que tenemos genera déficit de la cantidad de terneros, y creo que no. Porque la exportación de ganado en pie, que estuvo tremendamente viva hace cuatro o cinco años, generó certezas para la cría, y lo que le pone la moña es la alta faena que tuvimos en estos años. Todo eso hace que los precios de los terneros sean buenos, y ese es el mayor aliciente para los productores. 

¿Este aumento de la extracción podría consolidarse?

En este año calendario vamos unos 80.000 vacunos menos que el año pasado. Son dos semanas de faena promedio. Uno puede decir que hubo una menor faena por un invierno tremendamente adverso, lo que también impactó en la oferta, a lo que se sumaron los problemas de implantación de algunas pasturas. 

Pero también fue un invierno muy helador. En Lavalleja en el mes de junio tuvimos 10 milímetros de lluvia. No fue normal. No tuvimos barro en este invierno. Esa escasez de lluvias impacta en la producción de las pasturas. Todo esto influyó en una menor oferta de ganado gordo.

¿Cuáles son las alternativas para depender menos del clima?

Hay muchísimas formas. Desde nuestro trabajo a nivel privado, con productores criadores fundamentalmente, siempre hablamos de mantener una carga que no supere la oferta de pasto del establecimiento. Es una regla bastante básica, pero generalmente los sistemas están tirantes, con un poco más ganado que el que se pudiera mantener, eso genera dificultades en las posibilidades de reservas en pie, en campo natural. 

En la medida que nos vamos a sistemas más intensivos, no cabe dudas de que Uruguay tendría que hacer más comidas y copiar a los sistemas lecheros. Pero también tiene que ayudar el recurso suelo, la capacidad de existencia de maquinaria en la zona, lo que también a veces es una limitante, porque no todas las zonas tienen disponibilidad de maquinaria para hacer todos los trabajos. 

Cuando nos vamos alejando de centros poblados, que estamos lejos y tenemos dificultades de caminería, que no tenemos suelos agrícolas o donde podamos hacer una rotación forrajera, los servicios de maquinaria también son muy escasos, y eso limita enormemente la posibilidad de hacer pasturas. Entonces, no es solo la voluntad, sino la disponibilidad de recursos para poder hacerlo. En el caso de la cría existe tecnología vinculada a los procesos y a pasturas, que son mejoramientos extensivos, que tendrían que estar mucho más multiplicados en el sector.

¿Es un riesgo depender tanto del mercado chino? ¿Dónde ve oportunidades de diversificación?

Creo que China es uno de los cambios estructurales en la demanda, y hay que aprovecharlo. 

Asia es un mercado potencial, que junto a China son el 58% del mercado importador de carne. Después tenemos algunos otros mercados, que no solo no son tan relevantes, sino que no van a ser relevantes. 

Estamos convencidos de que el futuro del comercio está en Asia, no en Europa. Si comparamos la producción de esos países con la importación, vemos que en Europa se importa 9% de lo que se produce. China importa 40%, y Japón y Corea 60%. 

Está claro hacia dónde tiene que apostar Uruguay. A países como Malasia, Vietnam, los países del Sudeste Asiático han aumentado su demanda por carne en la medida que la van conociendo, pero sobre todo hubo un aumento del ingreso per cápita, que les permite acceder a un producto como la carne.

Nos parece que en mercados como Europa o Estados Unidos, donde tenemos cupos que no se pueden levantar y los aranceles pasan a ser una dificultad, no están las oportunidades. 

Brasil hoy representa el 5% de las exportaciones de Uruguay. Es un mercado que ha venido creciendo en los últimos años, no solo en volumen, sino que además es un mercado a donde se exporta carne de alto valor, de muy buena calidad, cortes caros. 

Pero la alternativa es Asia. Es donde está la demanda y donde hay alto déficit del producto.

¿Cree que Uruguay podría llegar a concretar algún TLC o el ingreso al Acuerdo Transpacífico?

Las cartas están jugadas. También depende, en algunos casos de Uruguay, y después que te den el acceso. Pero no son situaciones que se logren de un día para el otro. Son procesos tremendamente largos, con juegos que no son solo políticos sino que también hay intereses de muchos países, que hay que considerar. Son cosas que llevan tiempo. 

Cualquier acuerdo que mejore la capacidad de Uruguay de comerciar sus productos es bienvenido. 

También hay que considerar las cosas en las que se puede ver afectado el país. Pero para eso está el sistema político. 

Desde el INAC se dieron pautas sobre los beneficios que significaría participar de acuerdos como el Transpacífico. Es tremendamente atractivo para Uruguay, beneficioso para el sector y para todos los habitantes del país, y ojalá pueda entrar en vigencia.

¿Cómo imagina el futuro de la ganadería y del negocio cárnico?

Creo que Uruguay tiene el producto justo, de calidad excelente, en un momento de mucha demanda. El mundo no ha podido aumentar la producción de carne en los últimos 20 años, pero sí ha aumentado la demanda y el comercio entre los países. 

Esas son señales claras, de que tenemos un futuro tremendamente auspicioso, con subas y bajas en las ofertas, demandas y precios. 

Uruguay necesita seguir haciéndose conocer en el mundo, seguir invirtiendo en marca; y no tengo dudas de que la ganadería tendrá un futuro tremendamente auspicioso

¿Qué está pasando con el mercado de la carne vacuna en China?

Esta fue la primera pregunta que ACG le planteó a Daniel Castiglioni, director de Casti Trading, vendedor de carne sudamericana en el país asiático. Entrevista exclusiva para socios y suscriptores de ACG. 

 

¿Qué está pasando con el mercado de la carne vacuna en China?

Estamos viviendo una situación de las más complicadas en el último tiempo. Venimos en una caída de precios fuerte, abrupta, que se hizo más intensa en las últimas cuatro semanas. 

Esto se debe a la situación del covid en China, con ciudades confinadas y bajos niveles de consumo de carne, que han hecho que se acumule mucho stock en los depósitos. Eso fue lo que generó esta fuerte caída de precios. 

¿Hay una estimación del volumen de ese stock de carne en China?

No hay información muy transparente con respecto a eso. El gobierno chino muchas veces interviene en muchos temas, cuenta con stocks estatales, y cada tanto saca productos al mercado para apaciguar la suba de precios. De hecho, esto ha sucedido en las últimas semanas, y por eso el golpe fue aún más fuerte. 

No hay números transparentes. Lo que se sabe es que hay mucho stock, que de algunos productos hay menos y se necesita, pero no sabría decir bien la cantidad. 

¿En qué porcentaje cayó el precio de la tonelada de carne vacuna?

Ha venido cayendo, en torno a un 30% en las últimas dos semanas. Fueron caídas importantes. 

¿En qué precio promedio se está ubicando la tonelada?

Depende del producto, pero los precios en algunos casos han caído entre U$S 700 y U$S 800 por tonelada. 

¿China está comprando carne en Brasil porque es donde consigue mejores precios?

Brasil es el país que se ve más perjudicado por estas frenadas grandes de China, por su gran capacidad de producción y por la capacidad de acumular mucha mercadería rápidamente si no se mueve a las velocidades que está acostumbrado. 

Debido a esta situación, con un freno casi absoluto de las compras de China en las últimas tres o cuatro semanas, Brasil ha acumulado volumen y se encontró en la necesidad de vaciar depósitos. 

Por lo tanto, Brasil ha tenido que bajar precios de forma importante para poder mover sus productos, fue algo que pasó en las últimas dos semanas. Esto hace que China se alerte, porque ve que Brasil vende más barato y espera para ver cuál será el piso.

¿Cómo explica que este año China haya comprado de forma más agresiva en el primer semestre, cuando por lo general compra más en el segundo semestre?

Todo el mundo esperaba que ahora se diera la demanda más fuerte de China, pagando los precios más altos del año, porque es cuando suelen hacer las compras para el año nuevo chino. 

Pero se hicieron grandes compras en la primera parte del año y los confinamientos por el covid generaron un menor consumo. Por lo tanto, los stocks no bajaron lo que se esperaba que bajen y se vuelva a comprar en esta época del año.

¿Este stock sería suficiente para atender la demanda del año nuevo chino?

No está muy clara esa situación. Entiendo que esos stocks van a cubrir gran parte de la demanda, pero no será suficiente, y tendrán que hacer alguna compra puntual. 

¿Cómo influye el tipo de cambio en todo esto?

Para ellos se vienen encareciendo los precios en dólares, y eso hace que esperen para ver cuál es el piso, no compran hoy porque mañana puede estar más barato. 

Para que se reactiven las compras nuevamente, algo que va a suceder en algún momento, es necesario que se estabilicen los precios.  

¿Cuáles son las perspectivas de mediano y largo plazo para la carne en el mercado chino?

Las perspectivas para la próxima semana es de que se estabilicen los precios, esperamos que sea lo antes posible. En algún momento va a tener que suceder. 

Empezarán las compras tímidamente, creo que en noviembre y diciembre la demanda no será tan buena, porque van a esperar que pase el año nuevo chino. 

Cuando se retomen las compras será a precios nuevos y con demanda fuerte en volumen; y luego el precio se irá incrementando, como ha pasado en los últimos años. 

Veníamos trabajando a precios muy altos, históricos. Ahora se rompió el mercado, se estabilizarán los precios, y luego probablemente empecemos otra escalada de precios, porque la realidad es que no hay suficiente carne vacuna para abastecer la demanda china. 

Lo importante sería que China estabilice el consumo. Que se corten las restricciones por el covid; y que en la medida de lo posible mejore el tipo de cambio, aunque eso es secundario.  

¿Esa reactivación de las compras puede darse a través de algunos productos cárnicos en primera instancia, o cree que cuando vuelvan a comprar demandarán todos los cortes?

Hoy en día algún negocio puntual se hace, por algún producto de cierta planta en particular, que estaba desabastecido. Pero eso depende mucho del movimiento que haya tenido cada empresa. 

Pero cuando vuelva la demanda de grandes volúmenes, creo que será por todos los productos. 

¿Cómo ve las inversiones que está realizando China en ganadería, para la producción de su propia carne vacuna?

Está invirtiendo cada vez más, importando ganado en pie, pero están muy restringidos en el volumen que pueden producir para abastecer su consumo. Esa es una realidad. Creo que por ahora esa no es una amenaza para las exportaciones de carne vacuna a China.

¿Mientras tanto están trabajando con algún mercado alternativo?

Algunos mercados alternativos, como Estados Unidos y Canadá, han ayudado, pero con algún producto puntual, no con todos. Rusia también ha comprado algún producto si el precio le sirve.  

La importancia de China radica en que es un mercado que consume todos los productos, durante todo el año, y no por temporada. Así que necesitaremos a China sí o sí para mantener el ritmo de faena y el precio del ganado. Es un mercado fundamental. 

¿Cómo ve el posicionamiento de Uruguay en China?

La carne uruguaya ha hecho un muy buen trabajo en China y es reconocida principalmente por la seriedad del productor uruguayo a la hora de hacer negocios, así como por la calidad y uniformidad del producto.

Saben que cuando compran carne uruguaya no tienen sorpresas, es un producto de calidad y uniforme. Eso es algo muy valorado, sobre todo cuando se compara a Uruguay con otros países productores, que no cumplen tanto con esos requisitos. 

¿Cuál es el gran desafío ahora en ese mercado?

El gran reto es estabilizar el precio del ganado, en relación a los precios de la región, para poder ser competitivos cuando China retome la demanda. Eso es clave, porque veníamos con valores extremadamente altos por el ganado, que estaban haciendo muy difícil el negocio en China. Uno de los motivos de la caída de la demanda fue este, que los precios de la carne estaban muy altos.

Newsletter

Recibí las noticias de la ACG
directamente en tu correo electrónico

    Su correo electónico será incluido en nuestra base de datos para enviarle información de nuestra asociación, esta información no incluye los precios de los mercados ganaderos. En caso de que quiera acceder a la información de precios del mercado ganadero tendrá que adquirir una suscripción Premium.
    Para ello Inicie sesión o registrese aquí